REPARACIÓN

ESTRUCTURAL

En ÁBACO sabemos que lo habitual es que el ambiente marino y la humedad que rodea nuestros edificios de costa, afectan negativamente a las estructuras de los mismos, acentuando y agravando los daños, siendo una prioridad  el mantenimiento de los edificios de playa para prevenir futuros daños estructurales.

A continuación les mostramos las actuaciones más comunes que solemos realizar:

  • Reparación de hormigón armado con patologías por carbonatación, cloruros, aluminosis, etc.
     

  • Encamisado de pilares con hormigones técnicos e incremento de armado.
     

  • Zunchado de pilares con fibra de carbono, perfiles laminados, pletinas metálicas y viguetas extensibles.
     

  • Recrecido de cimentación.
     

  • Sustitución funcional de viguetas.
     

  • Refuerzo de estructuras metálicas.
     

  • Tratamientos anticorrosión.
     

  • Todo tipo de test y catas de los elementos estructurales.

reparación de estructuras

en edificios de costa

En ÁBACO somos conscientes que en la degradación de un edificio o estructura cuenta mucho su localización geográfica. Dependiendo de la ubicación, nos encontramos distintas patologías pues no es lo mismo un edificio de interior y clima seco que uno de costa con clima muy húmedo.

Como ya hemos comentado, nuestra especialización en reparar estructuras de edificios de playa nos capacita para actuar de manera rápida y segura, obteniendo los mejores resultados.

Nos encontramos que muchos edificios dedicados a segunda residencia tienen una calidad de construcción que deja mucho que desear. Los defectos más comunes son que tienen escasos recubrimientos en las armaduras a lo que se suma el haber puesto en su día hormigones de baja calidad para economizar. Todo esto se agrava con el paso del tiempo y con los escasos o nulos mantenimientos realizados.

Al reparar hormigón armado generalmente se observa que la armadura está oxidada. La protección natural del acero, consistente en una capa pasivadora a su alrededor formada por la condición alcalina del cemento, se pierde debido principalmente al ataque de cloruros o a la carbonatación.

La carbonatación: provoca la oxidación a lo largo de toda la armadura, debido a que en el entorno de la armadura se ha perdido la alcalinidad. En ausencia de otros factores tales como cloruros, los efectos de la carbonatación se apreciarán a medio o largo plazo.
 

La oxidación por ataque de cloruros: está localizada en zonas concretas. Dicha oxidación resulta más severa y destructiva que la provocada por la carbonatación produciendo una pérdida de la sección de la armadura que puede ocasionar fallos de gran alcance en las estructuras de hormigón.

PROCESOS GENERALES EN LAS

REPARACIONES DE ESTRUCTURAS

Normalmente aparte de las lógicas reparaciones, nos guiamos de las catas realizadas a las estructuras más dañadas, para realizar refuerzos estructurales de mayor envergadura. 
 

Pero básicamente el proceso a desarrollar con cualquier estructura dañada consta en 7 puntos:

  1. Lo primero es seguir el protocolo debido, realizando catas para saber el estado del hormigón, ya que de esta planificación depende la integridad del edificio entero. En casos puntuales también se pueden utilizar equipos de medición para realizar ensayos in situ, tales como medidores de espesores por ultrasonidos, pachómetros (detectores de armaduras) digitales, esclerómetros, etc.
     

  2. Seguimos con el meticuloso apuntalamiento de la estructura para repartir bien las cargas, a continuación seguimos el orden de actuación establecido con las estructuras a tratar y reparar (pilares, cantos de forjado, vigas, etc.)
     

  3. Luego procedemos a ir demoliendo el hormigón en mal estado hasta alcanzar la parte sana y descubrir armaduras sin corrosión y en buen estado.
     

  4. Una vez descubierta la armadura oxidada, pasamos a limpiarla para retirar completamente el óxido utilizando la técnica más apropiada en cada caso (Chorro de arena, cepillado mecánico, manual, etc.)
     

  5. El siguiente paso es proteger las armaduras contra el óxido con una imprimación que recubra toda su estructura según el criterio de nuestros técnicos (Lechada cementosa, resina Epoxi con o sin pasivador, resina Epoxi-Zinc, etc.)
     

  6. Pasamos a recomponer la geometría inicial de las estructuras con morteros técnicos de reparación, asegurándonos una buena adherencia entre el hormigón original y el mortero de reparación.
     

  7. Terminamos aplicando exteriormente revestimientos de protección anti-carbonatación y el acabado correspondiente.

 

Estamos encantados de poder ayudarle a encontrar la mejor solución al problema estructural de su edificio. 

Ahora mismo puede llamarnos y contarnos su caso. Le pasaremos con uno de nuestros técnicos  para asesorarle.

 

Aproveche esta oportunidad y obtenga nuestro presupuesto de manera GRATUITA.

El equipo ÁBACO.

door-1866155_1920.jpg
¿SU EDIFICIO TIENE
PROBLEMAS ESTRUCTURALES?

ir al inicio

PRIVACIDAD

ÁBACO REHABILITACIÓN Y RESTAURACIÓN DE EDIFICIOS, S.L.

REDES SOCIALES

  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Pinterest
  • Instagram

Ábaco Rehabilitaciones 2020

© 

Plaza de la Bassa, nº 15, 3º, 3A

46800 Xàtiva (Valencia)

Calle del Delmé, nº 4, 2º, 2B

46700 Gandía (Valencia)

96 227 49 18

Designed by:  GJR+